fb-post-e1440521279847

Desde LARRAKOETXEA PSICÓLOGOS (Amorebieta Etxano) queremos abordar un tema candente como de constante actualidad.

WhatsApp de padres, claves para el uso seguro de los

¿Alguien ha encontrado una sudadera azul? “yo no”, “yo tampoco”, “mi hijo el año pasado perdió una” … Y así hasta 30 mensajes en el WhatsApp de padres

¿Te suena?; en los últimos tiempos hemos pasado de los corrillos a las puertas del colegio a los grupos de WhatsApp de padres, pero ¿sabemos utilizar adecuadamente esta herramienta?; ¿dónde está el límite a la hora de enviar ciertos mensajes?, ¿Cómo podemos hacer un mejor uso de la herramienta sin caer en el absurdo?

El WhatsAPP puede convertirse en una buena herramienta si hacemos un uso correcto de ella; nos permite contactar con padres y madres de los niños que están con nuestros hijos en clase, algo que puede resultar interesante a la hora de intercambiar información o de resolver ciertas dudas.

Pero tenemos que tener muy claro que las fotos personales de nuestras vacaciones en la playa, el entrenamiento de nuestra hija de gimnasia rítmica o los últimos fichajes de nuestro equipo del alma no son temas que debamos compartir y es que algunas familias hacen un uso poco apropiado y que puede derivar en infinidad de malentendidos.

En LARRAKOETXEA PSICÓLOGOS, centro de psicología de Amorebieta hemos recogido casos reales de varias conocidas y si, en femenino ya que todas coinciden en señalar en que apenas hay padres en estos chat:

“Tuve que silenciar el grupo porque a veces a las siete de la mañana de un domingo alguna madre pedía los deberes”

“El año pasado mi hija pasaba al segundo ciclo de primaria, por lo que el tutor cambiaba; al salir del trabajo encendí el móvil y me encontré con más de 400 mensajes en los que se debatía el regalo más conveniente, el color, sí o no a un regalo ……Una locura”.

Estos grupos de WhatsApp de padres tienen cosas buenas, pero en LARRAKOETXEA PSICÓLOGOS no las tenemls muy claras ya que el principal error que cometemos los padres es el de sacar a nuestros hijos las castañas del fuego evitando así, que comentan errores o lo que es peor que asuman sus responsabilidades.

“Mis padres en la vida descolgaron un teléfono para preguntar los deberes que tenía o la fecha de un examen”. Y es que este tipo de acciones nos llevan a la sobreprotección de nuestros hijos haciéndoles un flaco favor.

¡Cuidado!, el WhatsApp puede convertirnos en asistentes personales de nuestros hijos.

No es poco frecuente que algunos de estos grupos se utilicen para para poner en común quejas, acusaciones o incluso juicios de valor acerca del personal educativo, el centro, etc. a veces, se llega a auténticos linchamientos virtuales que solo sirven para dañar ya que las quejas no llegan a las personas responsables de poder arreglar determinados problemas.

Es por todo esto, por lo que los grupos de WhatsApp no están bien vistos por los profesores ni por los responsables de los centros.

Lo cierto es que la mayoría de los padres no hemos recibido formación alguna del uso de la tecnología a nuestra alcance y estamos improvisando sobre la marcha. La comunicación digital difiere de otras formas de comunicación y aun actuando con buena voluntad podemos meter la pata ya que es muy fácil mandar un mensaje poco acertado, ofensivo o incluso que dé lugar a muchas interpretaciones diluyéndose lo que realmente queremos transmitir.

Grupos WhatsApp de Padres
Para que esto no ocurra, desde LARRAKOETXEA PSICÓLOGOS (centro de Amorebieta Etxano) pasamos a ofrecer una serie de consejos que nos pueden ser útiles:

Quien crea un chat de padres debe lo primero pedir permiso a cada componente del mismo ya que habrá padres que por el motivo que sea no quieren formar parte de este tipo de grupos.
No debemos utilizar estos grupos para cuestiones particulares o para tratar temas que no afecten a todos los alumnos.
Deberíamos evitar las ironías; pueden ser malinterpretadas.
No utilicemos estos grupos para publicar críticas hacia alumnos o profesores. Recordemos que tenemos responsabilidad sobre todo lo que decimos y publicamos, y hemos de ser especialmente respetuosos en todo lo relativo a los menores de edad.
No es recomendable enviar fotos de alumnos por este medio. Los padres de un niño pueden difundir y distribuir la imagen de su hijo si lo consideran conveniente, pero no pueden difundir la imagen de los hijos de los demás. Las familias suelen autorizar al colegio a realizar fotografías de sus hijos, y en ocasiones a publicarlas, pero no están autorizando con ello a los demás padres.
Recordad que dentro de la configuración de Whats App, en el apartado cuenta podemos realizar los ajustes de privacidad como decidir si queremos compartir cuándo nos hemos conectado por última vez o si queremos que otras personas vean si hemos leído los mensajes o no.

Desde hace poco tiempo también tenemos la opción de activar la verificación en dos pasos. Si la activamos introduciremos un código de seis dígitos que deberemos volver a introducir la siguiente vez que queramos volver a registrar nuestro número de teléfono en WhatsApp. También nos pedirá ese código de vez en cuando para asegurarse de que somos nosotros quienes realmente lo estamos usando desde nuestros teléfonos.

Por último, MUCHA PRUDENCIA antes de publicar un mensaje mejor releerlo y siempre debemos ser constructivos y no olvidar generar buen ambiente.

LARRAKOETXEA PSICÓLOGOS , gabinete de psicología ubicado en AMOREBIETA-ETXANO con LICENCIA SANITARIA del GOBIERNO VASCO y dando servicio en AMOREBIETA-ETXANO, GERNIKA, DURANGO, ELORRIO, LEKEITIO, ARTEAGA, BERRIZ, ELORRIO, IURRETA, LEMOA, IGORRE, BEDIA, ARRATIA, GALDAKAO-USANSOLO, BASAURI, EIBAR, ZEANURI BILBAO

Estos y más consejos en www.larrakoetxeapsicologos.com

Write a comment:

*

Your email address will not be published.

2016 © Copyright - Larrakoetxea Psicologos by Euskonsulting

   630 86 75 34